Carro de Combate se hace mayor

Hace dos años nací­a Carro de Combate, una iniciativa para saber cuál es el origen de las cosas y sus consecuencias sobre el medio ambiente, las condiciones laborales, su implicación en los conflictos”¦ Una iniciativa para preguntarnos por qué utilizamos estos productos y no aquellos, por qué determinados materiales son tan baratos, por qué otros se ponen “˜casualmente”™ de moda”¦
En sus inicios, no era más que una página web (hecha con mucho cariño y dedicación, eso sí­), desde la que ir contando el resultado de nuestras investigaciones; un logotipo que nos encanta ““gracias a Elena Alonso Tofé por el diseño- y un lema: Consumir es un acto polí­tico, en el que seguimos creyendo firmemente.
Hoy seguimos siendo lo mismo -¿para qué hace falta más?-, pero con una estructura interna más fuerte. Con raí­ces que nos hacen sentir que el proyecto se consolida y sigue adelante con la misma energí­a de siempre.
En enero nos reunimos las cuatro responsables del proyecto y organizamos ““entre vinos y risas- la primera “˜junta oficial”™. De allí­ salió el Acta Fundacional por la que Carro de Combate se convertí­a en Asociación sin ínimo de Lucro y unos Estatutos en los que nos marcamos como fines:

  • Difundir y concienciar sobre la importancia del consumo crí­tico.
  • Investigar sobre diferentes productos de consumo cotidiano.
  • Divulgar otros proyectos relacionados y colaborar con ellos.

Esto fue lo fácil. Luego vino la parte burocrática, aunque, tenemos que confesar, no fue tan duro como nos habí­amos imaginado. Nos presentamos en el Registro Nacional de Asociaciones, solicitamos la inscripción y voilí , un par de semanas después ya estábamos oficialmente inscritas en el Grupo 1º, Sección: 1º, y número 605003.
Para entonces corrí­a ya el mes de marzo y todaví­a nos quedaba lo más complicado: conseguir un CIF para poder operar en caso necesario. Tuvo que llegar junio para encontrar un dí­a libre y poder ir una mañana a Hacienda con el famoso “˜Modelo 036″™ relleno. Nos establecimos en el “Régimen General”™, bajo el epí­grafe “Difusión de información de interés general” y, a las dos semanas, nos llegó el CIF definitivo. Ya sí­ que podí­amos decir que el Carro de Combate estaba oficialmente constituido.

Pero nos faltaba algo muy importante. Una cosa que ya llevaba meses rondándonos la cabeza pero para lo que no habí­amos encontrado tiempo (entre medias de todo este proceso hemos tenido una presentación de tesina, un nuevo libro sobre el origen de los productos que verá pronto la luz, y ¡hasta un precioso bebé! Sumado todo ello a varios cambios de residencia, además de los trabajos y ocupaciones varias de cada una. Ahí­ es nada).
Lo que nos faltaba era conseguir una cuenta corriente coherente con nuestros principios éticos, como nos recordó este post de Economista Cabreado.  Fue entonces cuando decidimos asociarnos con Triodos Bank. Un proceso que ha tardado un par de semanas ““el banco exige todo tipo de documentación: declaración de ingresos de la Asociación, transferencias con el extranjero, previsión de facturación”¦- En nuestro caso ha sido fácil porque, como ya decí­amos, no es el dinero lo que más abunda en el Carro pero nos parece perfecto que pidan transparencia a quienes trabajan con ellos. Hoy, una vez enviado todo, ya tenemos nuestra cuenta ética, en la que quedarán reflejados todos los movimientos de Carro de Combate.

Y ahora sí­, ya podemos decir que hemos acabado con los trámites burocráticos y podemos continuar dedicándonos a lo que más nos gusta: escribir, investigar, compartir”¦ y seguir viendo crecer este Carro de Combate, un proceso al que estáis tod@s invitad@s. ¡Gracias por seguir ahí­!

faldon_mecenas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba