Liberamos el Informe de Combate sobre la industria de los huevos

 

informe_HUEVOS

Seguimos con nuestra #CuarentenaDeCombate analizando los impactos sociales y medioambientales de nuestro consumo a través de nuestros Informes de Combate, unas fichas sectoriales en las que resumimos de forma gráfica y didáctica las principales problemáticas de cada industria y sus alternativas.

Muchos de esos informes, que solemos publicar primero de forma exclusiva para nuestros mecenas y que luego liberamos gradualmente, ya están a disposición de todxs lxs lectorxs. Puedes descargar los que hemos liberado hasta el momento aquí. Pero durante estos días de confinamiento estamos además liberando informes nuevos con el objetivo de enriquecer el debate sobre los impactos de nuestro consumo. Hoy, liberamos así el Informe correspondiente a la industria de los huevos.

Se tiene noticia de que la humanidad consume huevos desde hace unos 8.000 años; son, para muchos pueblos, una de las principales fuentes de proteína animal, pues son fáciles de obtener y por tanto, baratos. Los huevos que consumimos son óvulos no fecundados; si el huevo está fecundado, la gallina se pone clueca y anida. Sin embargo, en muchos países asiáticos, se comen huevos de pato fecundados, en los que el embrión puede estar en diferentes fases de crecimiento.

Durante las últimas décadas, el consumo de huevos por persona y año ha crecido de forma constante en todo el mundo, especialmente en zonas en desarrollo. Al mismo tiempo se ha creado toda una industria de producción de huevos, que ha incrementado notablemente la productividad pero que ha traído consigo también importantes impactos medioambientales y cuestiones éticas sobre los derechos de los animales que son tratados como máquinas de producción.

Otro de los impactos de los que se está hablando estas semanas es precisamente sobre el papel que la industria animal juega en la aparición de pandemias como la de la Covid-19. Aunque en este caso parece que el origen ha sido la fauna salvaje (aunque acabara en un mercado en China), en otros casos han sido especies de consumo más generalizado, como los pollos o los cerdos, los vectores de aparición de nuevos virus. Parece así aconsejable reducir, cuanto menos, el tamaño de la industria y, sobre todo, su concentración.

En Carro de Combate, elaboramos estos Informes de Combate para ayudar a los consumidores a entender mejor de forma breve cómo funcionan diferentes industrias. Nuestro objetivo es que la información esté a disposición de todos los lectores y por eso los estamos liberando gradualmente. Sin embargo, para poder continuar nuestras actividades, necesitamos el apoyo de nuestros mecenas y como agradecimiento, les damos acceso prioritario a nuestra información.

Ahora son momento difíciles, pero si puedes permitirte apoyarnos para que podamos continuar con este trabajo, puedes hacerte mecenas aquí.  Tendrás además acceso a los más de 20 Informes sobre diferentes industrias que hemos publicado hasta ahora, así como al resto de nuestras publicaciones, como los libros electrónicos sobre la industria del azúcar o del aceite de palma.

Puedes descargarte el Informe sobre la industria de los huevos aquí: